Inicio > informática > Usaurio Park

Usaurio Park

Después de las entradas anteriores sobre los usaurios, vamos a seguir asomándonos a este mundo tan fascinante.

Y aquí va un milagro.

Recibimos una llamada de un cliente. Les hemos instalado unos ordenadores nuevos y hay uno que no funciona. Nos extraña porque aunque somos un poco gañanes, solemos probarlos. Más que nada para no tener que volver, que da pereza. Les intentamos sonsacar información por teléfono, pero es como hablar con un gato muerto.

– ¿Desde cuándo no funciona?

– Pues no sé… una semana creo.

– Entonces ha estado funcionando, porque los instalamos hace más de dos.

– Sí, al principio bien, pero ahora no funciona.

– ¿Y qué le pasa?

– Que no funciona.

– Ya, ¿pero hace algo? ¿Arranca y se apaga? ¿No llega a arrancar? ¿Pita? (alguno nos dio problemas por la memoria, y pitaban al pulsar el botón de encendido)

– No, no funciona.

– No ¿qué? ¿No arranca?

– No funciona.

– Vale, vamos para allí.

Lo dicho, como hablar con una pared de ladrillo (con las pladur sí que se puede hablar, sobre todo si hay alguien al otro lado). Así que nos preparamos para lo que nos podíamos encontrar: PC quemado, discos duros muertos, memorias que se hubiesen salido, ordenador regado con café mañanero,… Que además tampoco estaba mal salir de la oficina un rato a respirar aire medianamente puro.

Llegamos.

– Hola, ¿qué PC es el que no funciona?

– El que está apagado.

(Para qué preguntaré)

Me acerco, le enciendo y la luz del PC se enciende. Pulso el botón del monitor y nada. Miro por detrás, y el cable de la pantalla está enchufada a… ¿os lo imagináis? Sí, a NADA.

– ¿Habéis desenchufado la pantalla por algo?

– Nosotros no hemos tocado nada de nada, ¿eh?

– No, si sólo pregunto, no estoy acusando de nada (de momento)

– Nosotros llegamos un día, y como al pulsar el botón del ordenador no se encendía, lo dejamos y no hemos tocado nada. Llamamos al informático de aquí, pero no hemos tocado nada.

Enchufo la pantalla, y como todos imaginábamos, se enciende todo perfectamente.

– ¿Así que habéis estado una semana sin usar este ordenador porque estaba la pantalla desenchufada?

– Pero es que nosotros no somos informáticos. Y  M ha tenido que estar una semana sin poder trabajar.

– ¿Cómo que una persona ha estado sin trabajar porque ni vosotros ni vuestro infromástico ha visto el cable desenchufado?

– Pero es que nosotros no somos informáticos.

Nos fuimos de allí alucinados. Siempre me sorprenderé de la capacidad de los usaurios para sorprenderme.

Y el milagro (por si os lo estáis preguntando) es que esas personas sigan vivas, a su edad, con la de peligros que acechan en la vida:

– hay que acordarse de respirar, comer, beber, des-comer y des-beber,

– en una casa hay un montón de cuchillos, y ninguno suele tener instrucciones

– el cruzar una carretera es un lío: que si los códigos de barras esos en el suelo, que si las luces de colorines,…

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: